Tras su detención, el 60% de Personas Privadas de la Libertad fueron violentadas

En el Estado de México el 76.7% de la población privada de la libertad sufrió algún acto de violencia psicológica

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Población Privada de la Libertad 2021 (ENPOL), realizada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en el Estado de México el 76.7% de la población privada de la libertad sufrió algún acto de violencia psicológica; mientras que el 60.9% sufrió agresión física, después de su detención y hasta antes de llegar al Ministerio Público.

La encuesta señala que las agresiones físicas que fueron permitidas o cometidas por la policía o autoridad en contra de las PPL después de su detención son: patadas o puñetazos, asfixia o ahorcamiento, ataduras, golpes con objetos, ahogamiento y descargas eléctricas, entre otros.

También refiere que el 23.5% recibió presiones o amenazas para declararse culpable, siendo los actos de violencia psicológica sufridos durante su estancia en la Agencia del Ministerio Público: el aislamiento y la incomunicación, insultos y amenazas con levantarles cargos falsos.

Para dicho instrumento, se visitaron 203 Centros Penitenciarios de los ámbitos federal y estatal del país, de los cuales, 15 fueron del Estado de México, entre ellos: el Centro de Readaptación Social de Neza Bordo, el de Ecatepec, Tlalnepantla, Almoloya Santiaguito, Chalco Mixquic, Texcoco, Cuautitlán y el Centro Federal de Readaptación Social del Altiplano.

Se reportó que la población privada de la libertad en México durante 2021 fue de más de 220 mil personas, de las cuales, 34 mil corresponden al Estado de México; 32 mil hombres y 2 mil mujeres.

De manera general, se indicó que el 36.1% de la población privada de la libertad tiene entre 30 y 39 años de edad, el 25.6% entre 18 a 29, el 23.7% de 40 a 49, y el 14.5% más de 50.

Respecto a la distribución de la población privada de la libertad por nivel educativo, el 94.6% refirió que sabía leer y escribir, el 69.7% señaló contar con estudios de educación básica, el 21% educación media superior y el 6.1% educación superior.

De acuerdo con su estatus social, el 82% de la población privada de la libertad en el Estado de México, manifestó tener dependientes económicos la semana previa a su detención.

En el rubro de antecedentes penales, en el Estado de México el 14.8% de la población privada de la libertad que en 2021 señaló haber sido juzgada por algún delito de manera previa a su reclusión actual, siendo los principales delitos por los que fueron sentenciados la ocasión inmediata anterior: robo, posesión ilegal de drogas, portación ilegal de armas y lesiones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.